Información relacionada


Reemplazo total de cadera mínimamente invasivo

El reemplazo total de cadera es una cirugía que se hace para reemplazar una articulación de cadera que se ha dañado. En una cirugía mínimamente invasiva, se usan uno o más cortes pequeños (incisiones) en lugar de uno solo grande. Este procedimiento lo hace un cirujano ortopédico. Es un médico con formación especial para tratar problemas de huesos, articulaciones y músculos.

Acerca de la articulación de la cadera

Cada articulación de cadera está compuesta por el extremo redondeado del fémur (cabeza del fémur) que encaja en una zona curva (cavidad de la cadera) en el hueso de la pelvis. Esta articulación está recubierta por una lámina flexible (cartílago). Por lo general, la cabeza del fémur se mueve con suavidad contra la cavidad de la cadera. Si tiene daño articular, el cartílago que normalmente recubre la articulación se va desgastando hasta desaparecer. Los huesos ya no se mueven con suavidad. Eso causa dolor. En un reemplazo total de cadera, se sustituyen la cabeza del fémur y la cavidad de la cadera.

¿Por qué se hace un reemplazo total de cadera mínimamente invasivo?

Puede que necesite esta cirugía si tiene daños graves en su articulación de cadera. Eso puede ocasionarle dolor e interferir con sus actividades cotidianas. Las afecciones que pueden dañar esta articulación incluyen las siguientes:

  • Artrosis. También se conoce como artritis de desgaste. El cartílago va desgastándose a medida que la persona envejece. Es la causa de daño más común.

  • Artritis reumatoide. Es un tipo de artritis que afecta no solo las articulaciones sino todo el cuerpo. Puede tener daño articular grave si no se trata.

  • Osteonecrosis. Esto es daño causado por un menor suministro de sangre a un hueso.

  • Lesión. Puede ser una quebradura (fractura).

  • Tumor. Es un crecimiento anormal del hueso. Puede ser cáncer o no.

El reemplazo total de cadera puede aliviar el dolor y facilitar el movimiento de la cadera. También mejorará su calidad de vida. El reemplazo de cadera se suele recomendar si otros tratamientos no funcionaron.

¿Cómo se hace un reemplazo total de cadera mínimamente invasivo?

Un cirujano ortopedista hace esta cirugía. Es un profesional que se especializa en tratar problemas de los huesos, los músculos, las articulaciones y los tendones. La cirugía puede hacerse de diferentes maneras. El cirujano le hará uno o más cortes pequeños en la piel y en los músculos cerca de la cadera. Luego, extraerá la cabeza del fémur de la cavidad de la articulación. Luego reemplazará la cabeza del fémur por una hecha de metal o de cerámica. Quitará el cartílago dañado y el hueso de la cavidad de la articulación. Finalmente, colocará una copa de metal en la cavidad. Puede que se utilicen tornillos para sujetarla en su lugar. El cirujano volverá a colocar la cabeza del fémur en la cavidad.

Riesgos de un reemplazo total de cadera mínimamente invasivo

Todas las cirugías tienen algunos riesgos. Los riesgos de esta cirugía incluyen los siguientes:

  • Infección

  • Sangrado

  • Formación de coágulos de sangre

  • Lesiones en los nervios

  • Desplazamiento de la articulación artificial (dislocación)

  • Que se afloje la articulación de cadera

  • Que una pierna quede algo más corta o más larga que la otra

  • Problemas causados por la anestesia

Los riesgos dependerán de su edad y de su estado general de salud. Por ejemplo, si fuma o si tiene baja densidad ósea, es posible que su riesgo de tener ciertos problemas sea mayor. Las personas que tienen diabetes también pueden tener un riesgo más alto de presentar problemas. Consulte con el cirujano cuáles son los riesgos más probables en su caso.

© 2000-2022 The StayWell Company, LLC. All rights reserved. This information is not intended as a substitute for professional medical care. Always follow your healthcare professional's instructions.
Powered by Centene