Información relacionada


Disminución del dolor y de la hinchazón de rodilla

El dolor y la hinchazón en la rodilla pueden disminuirse mediante muchos tratamientos. El proveedor de atención médica puede sugerirle uno o más de los siguientes:

  • Aplicar hielo sobre la rodilla. Esto permite reducir la hinchazón. Es posible que le indiquen colocarse hielo sobre la rodilla una o más veces por día. Aplíquese hielo durante 15 a 20 minutos por vez, y espere al menos 40 minutos entre cada sesión. Para hacer una compresa de hielo, coloque cubitos de hielo en una bolsa plástica que pueda cerrarse. Envuelva la bolsa en una toalla o un paño limpio y fino. Nunca se aplique hielo o una compresa de hielo directamente sobre la piel.

  • Mantener la pierna elevada por encima del nivel del corazón. Esto permite que la acumulación de líquido drene de la rodilla y se reduzca la hinchazón.

  • Compresión. Esto implica ajustar un vendaje elástico o una funda de neopreno alrededor de las rodillas. Evita que se acumule líquido en la articulación de la rodilla y alrededor de esta.

Mujer recostada sobre un sofá con una compresa de hielo sobre la rodilla vendada y la pierna elevada sobre almohadones.

  • Estimulación eléctrica. Esto lo realiza un fisioterapeuta o un preparador físico. El tratamiento permite reducir el exceso de líquido en la articulación de la rodilla.

  • Medicamentos antiinflamatorios. Un proveedor de atención médica puede recetarle estos medicamentos. Puede tomar pastillas o recibir inyecciones en la rodilla.

  • Ejercicios isométricos (contracción). Mediante estos ejercicios, se fortalecen los músculos que sostienen la articulación de la rodilla. También ayudan a reducir el exceso de líquido en la rodilla.

© 2000-2023 The StayWell Company, LLC. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.
Powered by Centene